jueves, junio 12, 2008

Inconformidad

A ratos simplemente, me siento delante de la inconformidad...
Nos miramos a los ojos, nos reclamamos un par de cosas...

Al final, solo quedan las cenizas de nuestros tabacos
y el mal sabor de boca que acompaña toda queja...



La camiseta, Paris... y sé que mi Catira también la estará usando en CCS!

Besos a todos

1 comentario:

amor dijo...

en la inconformidad siempre hay un pedir un cambio, en tu cambio y en el mío estamos los dos, está el otro